Gato enciende la música y los vecinos creen que es fiesta clandestina Pasar al contenido principal
+
Próximos 5 días
Pronóstico en video

Gato enciende la música; vecinos creen que es fiesta clandestina

¡Lo puso a todo volumen!

gato enciende musica
Foto: Especial

Agentes de policía fueron llamados a un piso en el noroeste de España después de que los vecinos se quejaron de una molestia por ruido, solo para descubrir que un gato solo en la residencia había encendido el estéreo con la pata y lo había puesto en alto.

Durante la madrugada del 25 de julio, agentes de la policía de la ciudad de Lugo en España respondieron a los informes de los vecinos de un edificio de la Ronda das Fontiñas de música fuerte que, según dijeron, les impedía descansar, según el diario 20 Minutos.

La policía verificó rápidamente que no había personas adentro después de que llegaron al apartamento, por lo que los oficiales intentaron localizar al dueño de la residencia, quien descubrieron que estaba fuera de la ciudad después de que se pusieron en contacto con él.

Tras ser informado de las denuncias por ruido, el dueño le dijo a la policía que "lo que activó el estéreo fue su gato que se quedó en la casa ya que tiene la costumbre de encender el equipo musical con la pata y mover la rueda de volumen", según al periódico.

Luego, el propietario regresó a su casa para poder apagar el estéreo, según el medio local El Progresso de Lugo.

El incidente se produjo solo un día después de que la policía local fuera llamada a una residencia separada en la Ronda das Fontiñas alrededor de las 12:20 a.m. del 24 de julio después de que los vecinos les dijeran que había ruidos molestos provenientes de una casa.

Luego de llegar al lugar, la policía verificó que se estaba realizando una fiesta dentro de la residencia y rápidamente localizaron al dueño de la propiedad que apagó la música. Después, los oficiales llenaron un informe de denuncia por violación de la Ordenanza de Protección Ambiental.

20 Minutos informó que la policía local también respondió a una casa cercana alrededor de las 4:55 a.m. del 25 de julio después de haber recibido informes de ruidos fuertes, pero aunque el residente apagó la música, fueron citados por violar la ordenanza.